El reflejo de la luna

Nasrudin paseaba cerca de un pozo, cuando se sintió impulsado a mirar adentro.
Era de noche y, al escudriñar la profundidad del agua, vio allí el reflejo de la luna.
“¡Debo salvar la luna!” -pensó-. “De otro modo nunca menguará y el mes de ayuno del Ramadán no terminará nunca…”
Halló una cuerda y arrojó un cabo dentro del pozo, al tiempo que exclamaba:
-¡Mantente firme, no te descorazones, ya llega el socorro!
La cuerda quedó enlazada en una roca dentro del pozo y Nasrudin tiraba con todas sus energías. Estaba haciendo fuerza hacia atrás cuando, de pronto, la cuerda se zafó y el mullah cayó de espaldas al suelo.
Mientras se hallaba tendido, jadeante, observó a la luna surcar el cielo.
– ¡Me alegra haberte sido útil! – le dijo Nasrudin -. Fue una suerte que yo justamente pasara por aquí, ¿no es cierto?

Idries Shah. Del libro “Las ocurrencias del increíble mullah Nasrudin”.

Anuncios

Acerca de Josep Riera de Santantoni

Parapsicólogo e investigador psíquico. Hipnoterapeuta. Consejero y Sanador Espiritual. Exorcista y terapeuta de Liberación, por la gracia de Dios. Su esposa Aguamarine es Alta Maga blanca, vidente y médium. Consejera espiritual. Experta en rituales de Limpieza, Descargas y y Contrahechizos.
Esta entrada fue publicada en Las viejas y eternas sombras (antiguo blog). Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s